Connect with us

Comercio

Costará Cena de Navidad en un restaurante $1,800 en promedio

Información Cumbre

México, 23 Diciembre.- El costo de una cena de Nochebuena para una familia de cuatro integrantes en un restaurante es de aproximadamente mil 800 pesos, que incluye una entrada, platillo tradicional, bebidas y postre, mientras que una cena en casa alcanza los mil 300 pesos en promedio.
De acuerdo con un sondeo realizado por la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo en Pequeño (Canacope) de esta capital, el costo promedio para una posada es de mil 223 pesos, que incluye ponche, tamales y piñata para unas 40 personas.

De acuerdo con un comunicado dado a conocer en su momento, para la cena de Fin de Año, el gasto promedio estimado es de mil 573 pesos para una familia de cuatro integrantes en un restaurante o de mil 380 pesos para la realizada en casa.

En regalos de la temporada, el gasto promedio será de 430 pesos, por su parte, para los intercambios, el costo base será de 250 pesos, de acuerdo con el sondeo de opinión.

La Canacope dio a conocer que en este mes de diciembre espera una derrama económica de 12 mil 436 millones de pesos para el sector comercial y prestador de servicios escala micro, pequeña y mediana empresa en la Ciudad de México, lo que implicaría 3.0 por ciento más que en el mismo periodo de 2016.

Continuar Leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Comercio

Denuncia México a EU ante la OMC

Información Cumbre

Ginebra,07 de junio del 2018.- El gobierno de México presentó este jueves en la Organización Mundial del Comercio (OMC) una denuncia contra Estados Unidos.

La razón: La creación de aranceles del 10% y del 25% a las importaciones de aluminio y acero, respectivamente, donde México pide celebrar consultas con Estados Unidos bajo el sistema de resolución de disputas de la organización por los aranceles adicionales ordenados por la administración de Donald Trump.

México sigue así los pasos de la Unión Europea (UE), que ya denunció ante la OMC el 1 de junio, y Canadá, que hizo lo propio el miércoles.

El pasado 4 de junio, el Gobierno de México a través de la Secretaría de Economía, consideró que las medidas impuestas por EE.UU. al amparo de la Sección 232 de su legislación, argumentando amenazas a su seguridad nacional, violan el Acuerdo sobre Salvaguardias de la OMC al no haberse adoptado conforme a los procedimientos previstos, además de que violan el Acuerdo General sobre Aranceles Aduaneros y Comercio de 1994 (GATT 1994).

 

 

Continuar Leyendo

Comercio

TLCAN antes de las elecciones, 40% de probabilidades: Economía

México, 25 Mayo del 2018.- El secretario de Economía, Ildefonso Guajardo Villarreal, destacó que existe una probabilidad de cerrar la negociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) antes de la elección del 40 por ciento, si Estados Unidos comprende que se requiere de equilibrios y flexibilidad.

En entrevista televisiva en el programa Despierta, mencionó que “básicamente existe una probabilidad de 40 por ciento de cerrar la negociación antes del 1 de julio”; mientras que después de ese día y hasta antes de la elección en EUA, la probabilidad aumentaría a un 80 por ciento.

Sobre la posibilidad de tener un TLCAN “flaco” dijo que siempre ha estado ahí, puesto que en el acuerdo original las reglas de origen, parte de uno de los elementos más importantes de esta negociación, están integradas por afuera del acuerdo.

Esto quiere decir, añadió, que no son parte de lo que los congresistas estadunidenses tienen que aprobar; “si a Estados Unidos le entra el deseo de hacer esto muy rápido podría decir a México, oye, por qué no nada más nos ponemos de acuerdo para cambiar las reglas automotrices y dejamos la esencia del TLCAN 1.0 como está“.

Ello quitaría todas las cláusulas nocivas, como el “Sunset” y el tema de agricultura; pero como ellos no lo tienen que pasar por el Senado, y como para México es un tratado internacional y sí se tiene que votar, podría verse algo desbalanceado.

Lo anterior, puesto que al no requerir de una aprobación legislativa, “nadie garantiza que lo que terminemos acordando necesariamente tenga posibilidades de aprobación. No me gusta mucho esa idea de un TLCAN flaco porque pone la obligación de que nosotros sí tenemos que ir al Senado”.

Destacó que la propuesta salió de un grupo del sector privado con buenas intenciones, que quiere mucho seguir haciendo negocios con México, “pero hasta ahorita no es una propuesta que ha puesto el gobierno estadunidense en la mesa de negociación”.

En cuanto a las declaraciones de los candidatos presidenciales de las coaliciones Por México al Frente y Juntos Haremos Historia, Ricardo Anaya y Andrés Manuel López Obrador, respectivamente, de que las negociaciones se deben postergar hasta después del 1 de julio, dijo no estar de acuerdo.

“Mientras se tenga la posibilidad de estar sentado en una mesa de negociación, por la obligación de seguir sirviendo a los intereses de tu país, debes estar ahí”, explicó, y en vez de eso deberíamos ver el interés del pueblo y el Estado por estar pensando en los mismos términos.

“Sean azules o amarillos, todos debemos defender a México y hasta hoy la estrategia ha sido la correcta. Llevamos más de un año y cuatro meses en la negociación, el TLCAN existente sigue funcionando, nuestras exportaciones siguen creciendo y claro, existe cierta incertidumbre, que es la que queremos combatir, pero sería una irresponsabilidad estar cruzados de manos”.

Añadió que no mover las manos de aquí a diciembre sería altamente irresponsable, porque el pueblo de México exige resultados de los servidores públicos y del presidente de la República, para que hasta el último día de este mandato trabajen en favor de México.

“La negociación y la posibilidad de encontrar una solución no debe estar en función de tiempos políticos. Si hay una ventana de oportunidad en cualquier momento, antes del 1 de julio o después, tenemos la obligación de capturarla y ponerla en instrumentación”.

Añadió que una cosa es lo que quieren los candidatos y otra lo que dicen públicamente. “Si yo fuera un candidato como Anaya o López Obrador estaría rogando porque este gobierno solucione este problema, no quisiera ser inaugurado como presidente con una pistola en la frente. Creo que muy adentro lo que quieren es que les quiten este problema”, apuntó.

Continuar Leyendo

Lo recomendado