Connect with us

Energía

Invertirá Hokchi Energy 2 mil 500 millones de dólares en Tabasco

Villahermosa, Tabasco, 27 de septiembre del 2018.- En la presentación de la empresa Hokchi Energy, que invertirá en Tabasco más de 2 mil 500 millones de dólares en el desarrollo de instalaciones petroleras, así como en la exploración y explotación de hidrocarburos durante los siguientes 25 años, el Gobernador Arturo Núñez Jiménez llamó a ver en este nuevo auge petrolero una oportunidad para que el estado resurja.

Advirtió que los tabasqueños estamos obligados a aprender las lecciones del pasado, y dijo que si bien debemos aprovechar los recursos naturales que hay en el suelo, subsuelo y litoral del estado, no debemos dejar de perseverar en la diversificación de las actividades económicas, para que nunca más tengamos una dependencia excesiva de un solo producto.

El mandatario aseguró que Tabasco debe seguir apostando a su vocación, que son los yacimientos de hidrocarburos que hoy lo convierten en el primer productor de gas natural y en el segundo de petróleo crudo, pero al mismo tiempo, acentuó, tiene que aprovechar su experiencia acumulada en la agroindustria, el desarrollo forestal y el turismo, entre otras actividades.

Afirmó que las inversiones de Hokchi son el primer resultado concreto de la Reforma Energética, y llegan en un buen momento, justo cuando nuestra entidad se debate en la resaca de la debacle petrolera que empezó con la caída de los precios internacionales del crudo y continuó con la caída de la producción.

“Se están alineando las condiciones para que Tabasco resurja después de la terrible situación que derivó de la debacle petrolera”, asentó ante Marcos Bulgheroni,  presidente ejecutivo de Pan Americam Energy, consorcio de origen argentino, matriz de la compañía Hokchi, conformada en sociedad con empresarios y técnicos mexicanos.

En presencia de la clase empresarial de la entidad, el jefe del Ejecutivo subrayó en ese sentido la importancia de que el próximo Presidente de México sea de origen tabasqueño, toda vez que tiene buenos proyectos no sólo para nuestra entidad, sino para todo el conjunto de estados del Sur-Sureste, el bloque regional que, explicó, en términos relativos se ha rezagado en el desarrollo nacional.

“La construcción de la refinería en Paraíso y el desarrollo en paralelo de un programa forestal, van en la línea del aprovechamiento de nuestros recursos energéticos, pero también de la diversificación económica”, señaló y confió en que aún con las decisiones que se tomen en torno a la Zona Económica Especial, en el contexto del cambio de gobierno, este proyecto se reafirmará y consolidará.

Por su parte, Marcos Bulgheroni precisó que el nuevo proyecto petrolero, que es resultado de la adjudicación del Bloque 2 en el marco de la segunda licitación de la Ronda Uno, efectuada en septiembre de 2015, está antecedido por una prueba de alcance extendido que permitió evaluar la zona a través de la perforación de cinco pozos y certificar reservas por 187 millones de barriles de petróleo crudo equivalente.

El empresario argentino explicó que a partir de las evaluaciones, Hokchin Energy delineó un plan de desarrollo que ya fue aprobado por la Comisión Nacional de Hidrocarburos e incluye la perforación de nueve pozos adicionales, la construcción de dos plataformas de producción, el tendido de ductos marinos y terrestres, y la instalación en Paraíso de una planta de procesos para condicionar el petróleo crudo y el gas producido.

En suma, el proyecto implica la inversión de 800 millones de dólares en la construcción de infraestructura en tierra y en mar, además de otros 1 mil 700 millones de dólares para operar a lo largo de 25 años. Se estima que generará alrededor de 1 mil empleos directos durante el proceso de edificación de instalaciones, y 200 permanentes a partir del segundo semestre de 2020, cuando inicie operaciones, concluyó.

Energía

Se reúne Bartlett con Director de Carso Energy, pare revisar tema de gasoducto frenado

Ciudad de México, 20 de febrero del 2019.-  Los directores generales de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) Manuel Bartlett Díaz y de Carso Energy, Antonio Gómez García, sostuvieron se reunieron para revisar la problemática que enfrenta la construcción del gasoducto a su cargo y que se encuentra detenido.

En un comunicado, la empresa productiva del Estado puntualizó que al encuentro asistieron también el director general de Ideal, filial de Grupo Carso, Alejandro Aboumrad; y por la CFE, Raúl Armando Jiménez Vázquez, abogado general y Miguel Reyes, director general de la empresa filial CFEnergía y CFE Internacional.

Asimismo, refirió que se llevó a cabo en los mejores términos y se expresó la voluntad de encontrar los canales de colaboración para superar las diferencias, así como sostener otra reunión para dar continuidad a los compromisos establecidos.

Continuar Leyendo

Energía

Ex funcionarios debilitaron a CFE y tuvieron graves conflictos de intereses: Bartlett

Ciudad de México, 11 de febrero del 2019.- El director general de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett Díaz, denunció que exfuncionarios públicos de diferentes etapas del gobierno mexicano que trabajan para las empresas particulares, generaron que la empresa se debilitara y hoy produzca la mitad de la energía que se consume en el país.

En conferencia de prensa en Palacio Nacional, acompañado del presidente Andrés Manuel López Obrador, afirmó que diversos exfuncionarios han caído en un “absoluto conflicto de intereses” al favorecer a las empresas privadas.

Entre ellos mencionó al expresidente de la República, Carlos Salinas de Gortari, quien fue el promotor que abrió la participación privada; José María Córdoba Montoya, quien tiene participación en el negocio eléctrico, y Jesús Reyes Heroles González Garza, exsecretario de Energía y exdirector general de Petróleos Mexicanos (Pemex), quien participa en grandes empresa y consejos consultivos de energía.

Otros son Carlos Ruiz Sacristán, extitular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), quien es presidente y director general de una empresa que tiene que ver con actividades de generación de electricidad; Luis Téllez Kuenzler, exsecretario de Energía y ex titular de la SCT, quien funge como asesor en empresas extranjeras que proporcionan supuestamente servicios de energías limpias.

Alfredo Elías Ayub, exdirector general de la CFE, quien es consejero independiente vinculado a empresas extranjeras; el expresidente de México, Felipe Calderón Hinojosa, que es consejero independiente de una empresa extranjera, y Georgina Kessel Martínez, exsecretaria de Energía, y ahora consejera y directora de otra empresa privada ligada al sector energético.

También Jordy Herrera Flores, consultor de energía que ha trabajado en diversas actividades de empresas de generación privadas, Alejandro Fleming, quien ahora es miembro de los consejos de Iberdrola México, así como Pedro Aspe Armella quien fue secretario de Hacienda de 1988 a 1994.

Abundó que “en este modelo neoliberal han participado funcionarios de diferentes etapas del gobierno mexicano, con lo que se crea una combinación entre los sectores privados y estas antiguas autoridades, que ha generado que en unos cuantos años la Comisión Federal de Electricidad se haya reducido a una empresa que genera nada más 50 por ciento de la energía que se consume”.

Bartlett Díaz explicó, en entrevista, que existen “siete gasoductos que están detenidos y que son de las empresas que yo dije, esos son los que necesariamente hay que renegociar” y reveló que “las empresas propietarias de los ductos que están detenidos son: Carso, IEnova y TransCanada”.

Explicó que lo que sucedió, es que se “firman contratos realmente leoninos, que establecen que los consultores privados tienen que pagar todo el tránsito para la construcción de estos ductos”.

Agregó que en dichos contratos, firmados durante la pasada administración, se dice también “que cualquier causa de fuerza mayor que impida a esa empresa continuar la construcción, obliga a la CFE a pagar una pena como si estuviera recibiendo el gas, sin recibirlo”.

Por lo que “los contratos establecen que como es un caso fortuito y de fuerza mayor, lo interpretan que el que tiene que pagar es la CFE, entonces han venido estableciendo unos pagos, cinco mil millones, que van creciendo sin que recibamos el gas”, dijo.

De manera que, “de continuarse esos contratos, la CFE está en una posición realmente de quiebra, por lo que es necesario hacer una revisión para que se establezca una equidad y no se paguen unos gastos verdaderamente exorbitantes”, subrayó el funcionario.

Enfatizó que se buscará las reuniones con las empresas a la brevedad, para realizar una negociación formal y “plantear que cada uno de esos contratos son leoninos y queremos discutirlos”, en caso de no tener una respuesta favorable, se buscarían los caminos legales correspondientes.

Continuar Leyendo

REVISTA CUMBRE EDICION XLII DICIEMBRE 2018

Facebook

Lo recomendado